Cuando el camino se nubla

Durante el trayecto te encontrarás con dificultades añadidas y situaciones inesperadas. Deberás saber plantear e improvisar soluciones alternativas en determinados momentos. Cambia el plan si consideras necesario, pero no decaigas ni abandones ante el primer desafío que se interponga en tu camino.

Si aparecen obstáculos, sáltalos, rodéalos, o despliega tus alas para seguir avanzando. Que no te frene ningún tipo de factor interno ni externo.

Si verdaderamente tienes fe en ti y en tu propósito, por muchos muros que interrumpan tu trayecto, no conseguirán hacerte abandonar.

Puedes frenar, respirar, coger impulso y continuar tu rumbo firmemente de una manera más enérgica.

Lo que comienzas con ilusión, termínalo.

Tú puedes lograrlo.

Con cariño,

Capitán Quirós.

2 comentarios en “Cuando el camino se nubla

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s